Teléfono: 00800 - 8090 8090 Lunes a Jueves 8:00 a 17:30h
Viernes de 8:00 a 17:00h

cámara térmica

La fuerza que actúa sobre las turbinas de un aerogenerador es enorme. Por ello los componentes hechos de materiales compuestos deben estar en perfecto estado. Pequeños desperfectos en el material pueden convertirse en grandes peligros; desde grietas que merman la producción hasta la rotura de una de las palas del rotor. Aún durante la producción e inmediatamente después, un poco antes del montaje, las palas del rotor tienen que someterse a numerosos controles de calidad. Incluso la grieta más pequeña y los defectos escondidos en el material de los componentes se harán visibles con la ayuda de la técnica de infrarrojos. Las cámaras térmicas de Trotec ofrecen la técnica más nueva que hace que las deficiencias de los materiales compuestos sean visibles. Con la cámara térmica IC080LV tiene lugar un control preciso y no destructivo de las palas del rotor rápido y sin problemas. ¡Para una mayor seguridad en la puesta en funcionamiento de los aerogeneradores!

Descubrir deficiencias a tiempo

En muchos lugares, los aerogeneradores forman ya parte del paisaje. Al fin y al cabo, los aerogeneradores son con diferencia la forma más importante de aprovechamiento de la energía eólica. Los modelos más comunes están equipados con tres palas del rotor que recogen la energía y, mediante un generador, la convierten en energía eléctrica. Las palas del rotor están hechas de materiales compuestos y son de hasta cien metros de largo. Son incomparablemente ligeras y extremadamente estables; sin sorpresas, puesto que deben soportar una elevada altura y una enorme fuerza. Además de procesos de producción exactos, se tiene que vigilar atentamente el control final. El aerogenerador se pone primero en funcionamiento con una pala del rotor, ya que en el material pueden existir pequeñas grietas y daños que pueden tener consecuencias desastrosas. De un error tan pequeño en el material puede desarrollarse un gran daño, lo que puede llevar a la rotura de un componente.

Un vistazo especial en el control final

Normalmente se utilizan ultrasonidos en el control final, en el contexto de la producción de palas de rotor de aerogeneradores. Y, por supuesto, también el contacto directo. Sin embargo, tal inspección no solo cuesta tiempo, sino que, en algunos casos, tiene costes elevados. También requiere toda la atención del inspector. Y este solo puede comprobar la parte exterior de los componentes, y no puede echar un vistazo al interior. La técnica de infrarrojos muestra cómo se pueden reconocer pequeñas grietas y defectos sin tener que adentrarse en el material compuesto. Con la ayuda de la cámara térmica se encuentran las más pequeñas inconsistencias en el material y se pueden solventar antes del montaje.

La diferencia de temperatura revela defectos en el material

En los lugares en los que existe una deficiencia en el material compuesto se desarrollan diferencias de temperatura, tanto en la superficie como en el interior de las palas del rotor. Con la ayuda de una cámara térmica de la serie IC de Trotec, las diferencias de temperatura se harán visibles. Así, en la búsqueda de desperfectos, el inspector irá rápidamente por el camino adecuado. La cámara térmica IC080LV nos muestra el lugar preciso donde se encuentran grietas en las palas del rotor. En muy poco tiempo los aparatos más robustos y manejables pueden ponerse en funcionamiento y emplearse para los importantes controles de calidad. Ofrecen mediciones termográficas precisas en tiempo real en un rango especialmente alto de temperaturas, y proporcionan imágenes térmicas nítidas en las cuales la mínima diferencia de temperatura se puede reconocer claramente.

El profesional de los infrarrojos

Una alta precisión y el mejor rendimiento: esto es lo que ofrece la IC080LV, puesto que trabaja en un rango de temperaturas de entre -20 hasta +600 grados Celsius y gana puntos con una sensibilidad térmica alta de 0,05 grados Celsius. Así, las diferencias de temperatura harán visibles las grietas más finas que no son reconocibles a simple vista. La cámara térmica trabaja con un sensor de imagen de alto rendimiento con más de 110.000 puntos de medición de temperatura y una resolución geométrica de 1,1 mrad. Además posee una cámara de imagen real integrada, una lámpara fotográfica y la función DuoVision para que se pueda guardar una toma detallada de imágenes térmicas de la pala del rotor para una perfecta documentación. De esta forma, se se puede dar constancia del buen estado o, por otra parte, presentar el registro de grietas finas o daños. La conexión opcional por bluetooth posibilita el registro de comentarios, con los cuales el inspector puede comentar y guardar las deficiencias o las zonas libres de daños.

Las ventajas de la IC080LV

  • cámara IR radiométrica de fabricación original en la UE que cumple las máximas exigencias
  • sensor de imagen de gran rendimiento con 384 x 288 puntos de medición
  • sensibilidad térmica alta de 0,05 grados Celsius para imágenes térmicas detalladas
  • rango de medición de temperatura de -20 a +600 grados Celsius
  • resolución geométrica muy alta de 1,1 mrad

Servicio fiable: Tienda en línea de Trotec:

Para una inspección exacta de componentes de aerogeneradores en búsqueda de grietas y daños: La cámara térmica IC080LV se puede adquirir ahora con una oferta especialmente buena en la tienda en línea de Trotec. En lugar de 5944,05 € con IVA incluido, pagará tan solo 3499,00 €. ¡Aproveche la oportunidad y ahorre 2445,05€!

Esta entrada fue publicada en Actualidad, TROTEC y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*

  • Ámbitos de negocio

  • Archivo

Top Keywords for http://www.trotec-blog.com/es/trotec/descubrir-deficiencias-a-tiempo/